A raíz de una amenaza de bomba en el Banco de Crédito Artigiano, las autoridades italianas cerraron algunas de las calles aledañas al Vaticano.

Después de que una mujer llamara al numero de emergencia, asegurando que supuestamente había una bomba en el banco, por lo que elementos de seguridad y una escuadra canina de detección de bombas llegaron al lugar.

Posteriormente el banco y el Palacio San Pablo fueron desalojados y las calles aledañas fueron cerradas, esto no afectó a los transeúntes de la zona.

El papa se encontraba en ese momento ante miles de personas en la plaza de San Pedro, en un evento publico, hasta el momento no se registran incidentes ni explosiones.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.