Uno de los gastos más habituales en las familias mexicanas es el pago del recibo de luz, el cual varía en cada hogar dependiendo su uso; sin embargo, cualquiera puede ahorrar tomando en cuenta los siguientes consejos:

Compra electrodomésticos con rangos de bajo consumo, sino los tienes checa el mantenimiento de los aparatos y sus cúmulos de restos (hielo en el congelador, obstrucciones en el aspirador, suciedad en el horno, etc.) eso afecta el rendimiento.

-A la hora de cocinar la olla a presión es la manera más eficiente de cocinar. Si recurres al horno, prescindir del precalentamiento y evitar abrirlo durante el cocinado.

La nevera no debe tener la puerta abierta y no hacerla trabajar en mantener la temperatura.

Los equipos electrónicos deben conectarlos a una regleta con interruptor, para evitar el famoso “stand by” apagándola cuando no se usen.

Con la calefacción conviene reducir moderadamente la temperatura durante las ausencias y regresar a unos 20º cuando estemos en ella.

Leave a Reply

Your email address will not be published.