Por la ola de violencia que se vive en Venezuela entre opositores y el Gobierno Chavista, el gobierno brasileño tomó la decisión de no exportar más gas lacrimógeno, considerado como “material militar”, hacia este país.

Esta postura fue tomada después de que los grupos opositores solicitaran la suspensión del envío de este gas, pues es usado por las Fuerzas Armadas contra los manifestantes.

El Ministerio de Defensa declaró que el pedido solicitado por Venezuela en abril de este año no fue embarcado: “Los últimos embarques se produjeron hace mucho tiempo, por lo que el material que están utilizando no es nuevo”.

Esta acción es una muestra más de la desaprobación de otros países ante las acciones de Nicolás Maduro, somos muchos los que estamos en contra de la represión y la violencia que se vive en Venezuela.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.