Las autoridades japonesas elevaron a 47 el número de muertos por los dos terremotos que sacudieron el jueves y el sábado las prefecturas de Kumamoto y Oita, en la isla de Kyushu, en el sudoeste del archipiélago nipón.
Los temblores han causado más de mil de heridos y más de 95 mil 600 personas siguen evacuadas.

El primero de los dos terremotos más potentes, de magnitud 6.5, golpeó la zona la noche del jueves, mientras que otro de 7.3 tuvo lugar en la madrugada del sábado, provocando el derrumbe de construcciones y corrimientos de tierra, especialmente en las localidades de Mashiki y Minamiaso.

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.