Sam Panda, es una joven de 26 años que hace acrobacias; sin embargo, su último acto le costará un largo periodo de ausencia en los escenarios.

Mientras realizaba una de sus presentaciones en la isla de Bali, sufrió una caída de 4 metros de altura. Lo malo para ella fue que aterrizó con el cuello, provocando que se rompiera esa parte del cuerpo.

A través de su página de Facebook comentó que se quebró la vértebra C5, además de los discos entre las vértebras cervicales, lo que provoca presión sobre su médula espinal.

Leave a Reply

Your email address will not be published.